Horarios

Su cabeza puede estar en el PSG, pero su enfado con Nelson Semedo creó una tángana sin precedentes en la concentración azulgrana. ¿Lo acabarán vendiendo tras este rifirrafe?