Jessi Losada analiza la pelea en la que Bernard Hopkins se convirtió en el boxeador más viejo en unificar títulos mundiales tras derrotar a Beibut Shumenov por decisión dividida, para dejar claro que la persistencia puede extender la vida deportiva de un atleta.