Los equipos italianos comparten una coincidencia, por lo que la Juventus tiene la suerte a su favor en Cardiff para la final de la Champions League.