El delantero del PSG logró algo nunca antes visto en el torneo europeo con sus dos goles al Bayern Múnich.