Horarios

Mar.Oct.27 12:00 AM EDT
Mié.Oct.28 12:00 AM EDT
Jue.Oct.29 12:00 AM EDT
Sáb.Oct.31 12:00 AM EDT
Mar.Nov.03 12:00 AM EST
Vie.Nov.06 12:00 AM EST
Mié.Nov.11 12:00 AM EST

Martín Onti: "La razón triunfó en Lisboa"

MADRID, España.- Ganó el Bayern de Munich. La sexta Copa de Europa viaja camino a Fröttmaning desde Lisboa. Todo este sueño, o lo que nos pareció que era una irrealidad, ha terminado de la forma esperada. Lo conciente del análisis ha vuelto a tomar distancia de la relatividad que un golpe de suerte, una situación inesperada o la ausencia de razón, pudiesen desconcertar con lo que no corresponde a la normalidad de la lógica.

En un planteo de heroicidad defensiva, con un sistema novedoso hasta para los mismos galos, que ideó para la ocasión Thomas Tuchel, el PSG se armó de coraje a partir de la gran tarea de sus hombres de lucha –léase Thiago Silva, Marquinhos, Kimpembe, Bernat, Ander Herrera y Paredes- para soñar con la efectividad de los impensablemente ausentes Neymar, Mbappé y Di María en la portería adversaria, donde Manuel Neuer volvió a ser el gigante imbatible de siempre.

Lo demás se remite al orden estratégico-táctico que respetó el Bayern de Múnich de Hans-Dieter Flick, acostumbrado a entregarse por y con convicción ‘de sangre’. Un posicionamiento de equipo con las ideas claras, colaboró para que ni en los momentos en que los franceses parecían ser los dueños del balón los planes bávaros se vieran alterados.

Era una final, y la relatividad esperanzaba al Paris Saint-Germain de que podían conseguir su primer título máximo del Viejo Continente. La paciencia alemana, los errores de definición de los parisinos, el destino, y Neuer, rompieron las ilusiones galas.

Ha sido justo el triunfo de los teutones de Flick, porque en la suma de todas las alternativas que inciden para señalar a un merecido campeón, los muniqueses fueron el mejor del torneo hasta la pandemia, y también fueron el mejor en este mini torneo de Lisboa. La obediencia a un sistema de juego, el respeto y la ejecución de las directivas futbolísticas, le hacen merecedor para llevarse ‘La Orejona’ al Allianz Arena.

Lo que resultó de este encuentro en el estadio Da Luz, vuelve a demostrarnos que a pesar de lo que puede tornarse sorpresivo, casi siempre la lógica lo lleva a su terreno real. Si hubiese ganado el PSG, les aseguro, el resultado no habría hecho justicia al fútbol. La razón se impuso una vez más, esta vez en la capital portuguesa.

Te invito a seguirme en Twitter @Ontifutbol
 

Tags: 

¡Obtén lo mejor de telemundo deportes!