Alexis Sánchez se va de vacío en el reino del tridente

Barcelona, 16 mar (EFE).- Con la camiseta del Arsenal y los galones de estrella que pocas veces lució con el Barcelona, el chileno Alexis Sánchez mostró destellos de su clase en el Camp Nou, donde los tres tantos del tridente azulgrana acabaron con las pocas esperanzas de los 'gunners' en la Liga de Campeones (3-1).

La última vez que Alexis Sánchez (Tocopilla, Chile, 1988) gambeteó en el césped de Camp Nou fue un 17 de mayo de 2014. Defendía entonces la zamarra azulgrana y su equipo, el Barcelona, se jugaba ante el Atlético de Madrid el título liguero.

Era la última jornada del campeonato doméstico y al equipo de Gerardo 'Tata' Martino solo le valía la victoria. Tres puntos que se desvanecieron tras un gol del uruguayo Diego Godín, que neutralizaba el tanto inicial del chileno, un golazo con el que se despidió de la exigente afición del Camp Nou.

Ese mismo verano el club azulgrana no dudó en hacer caja (42,5 millones de euros) con el traspaso del internacional chileno al Arsenal. En su lugar llegó Luis Suárez, el complemento que le faltaba a un Barça en horas bajas, que un año después levantaría, de nuevo, los tres títulos (Liga, Copa y Liga de Campeones).

Algo menos de dos años después, el chileno pisó este miércoles el césped del templo azulgrana, donde a pesar de su indudable calidad, siempre fue un incomprendido por una parte de la afición barcelonista.

El Camp Nou recibió con cierta indiferencia a su exdelantero. Cierto es que la lluvia insistente y el frío invernal no ayudó a que el público tuviera aliento para ovacionar a un jugador que aterrizó en Barcelona en verano de 2011, cuando componían sinfonía delicada los Xavi, Iniesta y Messi, lejos del ritmo vertiginoso que desde hace un año y medio marca el tridente formado por el argentino, Luis Suárez y Neymar da Silva.

Alexis se convirtió en el gregario de Messi, pero sus estadísticas en tres temporadas fueron notables: 47 goles y 32 asistencias.

En Londres, el 'tocopillano' se siente importante. En su primera temporada (2014-2015) como 'gunner', fue galardonado por la Federación de Futbolistas Ingleses como el mejor jugador de la Premier League.

Una progresión que se ha visto truncada esta temporada por las lesiones. Aún así, Alexis es el segundo máximo realizador de su equipo en la Premier (7 tantos), mientras que en la Liga de Campeones suma 3 dianas.

Esta noche no pudo, sin embargo, ampliar sus registros goleadores. Y eso que, en un partido de ida y vuelta como el que planteó el Arsenal, Alexis disfrutó como pez en el agua.

Demostró el andino ante su exequipo que su físico explosivo encaja a la perfección con el fútbol directo de la Premier, a pesar del mimo por el balón de Arséne Wenger, que, consciente de la imposibilidad de discutirle la posesión al Barcelona, apostó por el vértigo.

En éstas, el '17' 'gunner' a punto estuvo de experimentar, de nuevo, la sensación de anotar un tanto en el Camp Nou (min.40). Ballerín, otro exazulgrana, llegó hasta la línea de fondo y le sirvió un centro preciso que el chileno remató con un cabezazo que rozó el poste derecho de la portería defendida por Ter Stegen.

Aunque si por algo destacó la actuación del 'tocopillano', fue por su profundidad. No goza Alexis de la clase de Messi, ni del regate de Neymar, pero pocos le discuten su insistencia.

Situado en la derecha, puso a prueba a Jordi Alba, a quien ganó la espalda en el minuto 50 para servirle una asistencia precisa a Elneny que, desde la frontal del área, superó al meta azulgrana con un preciso zurdazo (1-1).

Fueron los mejores minutos del Arsenal, que pusieron el miedo en el cuerpo a la afición local hasta que Suárez se sacó de la chistera una volea (min.64) con la que sentenció la eliminatoria.

Con el partido decidido, Alexis explicó al aficionado azulgrana que en el Emirates pocos le discuten su jerarquía, pues es uno de los especialistas a balón parado. En el lanzamiento magistral de una falta, puso a prueba a Ter Stegen, que evitó el empate con una parada magistral.

Tras 20 años en el banquillo 'gunner', Arsène Wenger sigue sin conocer la victoria en el Camp Nou, escenario donde Alexis también se fue de vacío, si bien demostró que con su actual equipo la etiqueta de 'jugadorazo' no le va grande.

¡Obtén lo mejor de telemundo deportes!