Brasileñas y escocesas debutaron en esta Copa Mundial Femenina, con históricas actuaciones en tierras galas.