Amel Majri y Eugenie Le Sommer coincidieron en que vencer a Corea fue muy motivante para el equipo.