El medallista de bronce en Río 2016, busca convertirse en el segundo mexicano en tener presa olímpica y obtener un título mundial.