Después del escándalo, el futbolista ecuatoriano saldrá del América, pero tiene ofertas de otros clubes mexicanos.