André-Pierre Gignac ha hecho la diferencia desde que llegó al futbol mexicano, y hoy en el Mundial de Clubes fue el héroe del equipo