La tenista rusa, quien acaba de regresar a las canchas tras suspensión, no contó con la invitación para estar en el prestigioso torneo de París.