Raúl Jiménez en acción: Brighton 1-0 Wolverhampton