El mítico volante brasileño recordó su pasado con la Canarinha, donde vivió pasajes épicos, como el título de 2002 con Luiz Felipe Scolari.