El "fútbol arte" de la verde amarela no sólo ha traído títulos, también alegrías y momentos dramáticos.