Horarios

Sáb.Ago.07 5:55 PM EDT
Dom.Ago.15 1:30 PM EDT
Mié.Ago.18 9:00 PM EDT

Lo que decían las apuestas a la presidencia de la FIFA

MADRID, España.- Para el mayorista de apuestas británico 'William Hill', el triunfo del árabe Salman Bin Ebrahim Al-Khalifa se paga a 1,5 por cada un euro apostado, seguido por el suizo Gianni Infantino, cuya victoria cotiza a 2,5 euros. Los otros tres candidatos, a tenor de la casa de Wood Green, casi no tienen opciones de soñar con la presidencia de la FIFA. En tercer lugar aparece el jordano Ali bin Hussein, que se paga 9 a 1, seguido por el sudafricano Tokyo Sexwale -quien se ha retirado de la carrera esta misma mañana- con nefastos números de 26 euros por cada uno apostado, quedando en quinto y último lugar el francés Jérome Champagne con 67 de paga por cada euro arriesgado.
 
Bajo este curioso panorama lúdico, se ha presentado en Zúrich el día en que deberá decidirse quién regirá los destinos de la FIFA a partir de este nuevo y esperanzador ciclo que comenzaría bajo la tutela de uno de los mencionados en el párrafo anterior. Nada más y nada menos que con la noticia de apostar por el candidato más idóneo, el mundo del fútbol espera conocer hoy el nombre del triunfador a la sombra de los perdedores y el entorno.
 
 
Días de opacidad en el seno del máximo organismo mundial del fútbol, esperan quedar enterrados para siempre, aunque las expectativas no sean, de cara a las expectativas de los inconvenientes previos, lo más esperanzadoras que uno podría presagiar. Que el negocio millonario de las apuestas se haya metido en el deporte con tarjeta verde de operación y libre albedrío de ejecución, no es un síntoma que le haga bien al purismo por el que éste debiera ser reconocido.
 
Sin embargo, visto lo visto y contando con lo que hay, la iniciativa de buscar una nueva cabeza visible de mando es la alternativa de mayor conveniencia para la revitalización del fútbol a partir de ahora. Nada de lo anterior debería ser tenido en cuenta con la sanidad futura del juego como objetivo, si las directrices pasan axialmente por recuperar definitivamente la confianza perdida estos pasados años.
 
Sea quien sea el nuevo mandamás de la FIFA, la intención debe acompañar a los hechos, y éstos estar cimentados en fundamentos tan calcáreos como transparentes para recuperar una verdad en entredicho.
 

Tags: 

¡Obtén lo mejor de telemundo deportes!