El “Pelado” tenía que elegir entre el combinado sudamericano y su permanencia en el San José Earthquakes.