Rafael Márquez pretende ser líder sindical una vez que se retire. Foto: Getty Images

Rafael Márquez pretende ser líder sindical una vez que se retire

GUADALAJARA, México.- A sus 37 años de edad Rafael Márquez sabe que el tiempo se le agota para seguir jugando fútbol de manera profesional y con el de futuro de su familia resuelto desde hace varios años, ahora pretende convertirse en el “defensor” que necesitan los futbolistas mexicanos, por lo menos así lo anunció en un popular programa de deportes que se transmite por televisión de paga.

"Estoy buscando la forma de unir a todos los futbolistas. Me gusta hacer las cosas bien y si no tengo una base fuerte, me va a perjudicar”, aseguro el futbolista michoacano, quien la mayor parte de su carrera la vivió jugando fuera de México.

Márquez aseguró que siente asco de ver como algunos directivos y exfutbolistas manejan los hilos del balompié azteca.

“Cuando llegué pensé que eran leyendas urbanas, pero me dio mucho asco ver las cosas que pasan detrás de los vestidores y ver involucrada a gente que pasó por donde uno”, expresó Márquez.

Es un hecho que Márquez está decidido a formar una agrupación que reúna a la mayor cantidad de futbolistas profesionales en México. Sin embargo, sus postulados parecen no tener congruencia con lo que durante años ha sido su trayectoria como futbolista.

El orgullo se Zamora, Michoacán, nunca se preocupó por lo que sucedía con la carrera de decenas, sino es que de cientos, de futbolistas mexicanos que cada seis meses, durante el régimen de transferencias, al no aceptar jugar por dádivas, se quedaron sin empleo. Y quizá en ese entonces, cuando el propio Márquez vivía su época de esplendor con el Barcelona lo menos que le preocupaba era lo que pasa en México y menos en su liga de fútbol.

 

Fue un verdadero placer volver a charlar con con quien fue parte importante en mi carrera! #RicardoLavolpe #ElMejor

Una foto publicada por Rafael Marquez (@rafamarquezmx) el

La realidad en la vida de Márquez contrasta con los argumentos que ahora él pretende defender, pues simple y sencillamente el “Káiser” nunca vivió la experiencia de ser puesto a la venta al mejor postor a través de un Draft, no la vivió ni cuando fue traspasado al Mónaco, ni al Barcelona, ni al New York Red Bulls, ni mucho menos al Hellas Verona.

En este sentido, lo que pretende Rafael Márquez es seguir viviendo ligado al fútbol bajo el argumento de ser el líder que los futbolistas mexicanos requieren. Si en realidad quisiera serlo no tendría que esperar hasta que finalice su contrato con el Atlas, ni tampoco a que dejen de llamarlo a la Selección.

Si en realidad Márquez está tan asqueado de cómo se maneja el fútbol en México nunca hubiera pensado en adquirir al Atlas en sociedad con el cantante Alejandro Fernández, posibilidad que en su momento también llegó a pensar en hacer realidad.

Tags: 

¡Obtén lo mejor de telemundo deportes!