Su situación no se aclara y el coronavirus la demora. La pieza que falta anda suelta, literalmente, prófuga de la justicia.