El plusmarquista jamaiquino estampó las huellas de sus manos en el estadio de atletismo donde se celebrarán los Juegos Panamericanos 2019.