El keniano estrenó un modelo inédito de Nike para intentar bajar las dos horas a la prueba maratón, ¡únicas en su especie!