Horarios

El luchador irlandés acudió al restaurante del famoso Salt Bae para degustar uno de sus platos estrella: un jugoso filete de $1000.