El jugador chileno fingió una caída durante el partido contra el Leicester City, situación que generó cuestionamientos de la prensa hacia el DT del Arsenal.