Gran jugada del Everton en los primeros minutos del partido, el joven Dominic Calver-Levin remata a portería y el poste le niega su primer grito de gol en la Liga Premier.