Jonathan Calleri se lanza con todo ante el arco de los Spurs pero portero Hugo Lloris se convierte en el ángel salvador del Tottenham con tremenda tapada.