El delantero egipcio del Liverpool volvió a mostrar su gran calidad humana al tener un gran gesto con un niño aficionado de los “Reds”.