Los Blues se coronaron en el fútbol inglés tras vencer 1-0 al West Brom 1-0 y así consagrarse a falta de tres jornadas en la Premier League.