El jugador del Bournemouth, Ryan Fraser, entra al área y Ryan Bertrand tiene un contacto con él cayendo dentro del área, el árbitro cobra penal.