De las poquísimas situaciones de gol, Álvaro Negredo es su fiel representante. Ya ni corre en busca del gol como se puede ver en esta jugada que desaprovecha.