Un error de David de Gea nada más empezar hipotecó a los “Red Devils”, pero apareció Bruno Fernandes para rescatar un sufrido punto.