Contragolpe a gran velocidad del Swansea, centro al corazón del área y Jordan Ayew baja de pecho para sacar un buen remate pero es rechazado por un defensa.