El entrenador del Chelsea, campeón de la Premier League, recibió una salida inesperada de la conferencia de prensa, sus jugadores lo llevaron a la fiesta.