En un partido de pocas emociones el jugador del Liverpool Adam Lallana saca un sorpresivo disparo que impacta en el larguero del arco defendido por Heurelho Gomes.