Sorpresa promediando el primer tiempo, Andros Townsend del Crystal Palace de derecha convierte el primer gol del partido tras asistencia de Wilfried Zaha.