Horarios

Vie.Dic.04 12:00 AM EST
Sáb.Dic.05 12:00 AM EST
Mar.Dic.08 12:00 AM EST
Mié.Dic.09 12:00 AM EST
Jue.Dic.10 12:00 AM EST
Sáb.Dic.12 12:00 AM EST
Mar.Dic.15 12:00 AM EST
Mié.Dic.16 12:00 AM EST
Chelsea

Balance tras la primera ronda: Chelsea, imparable; Manchester City, irreconocible

LONDRES, Inglaterra.- La primera ronda de la Premier League concluyó este domingo y la pregunta que ha quedado colgando del alambre es: ¿Cómo parar al Chelsea? El conjunto de Antonio Conte ha ganado sus últimos 13 partidos de manera consecutiva y le saca seis puntos al segundo lugar, el Liverpool.
 
Desde que el Arsenal los desplumó el 24 de septiembre Conte pasó a jugar con cinco en el fondo, colocó a Victor Moses y Marcos Alonso como wing-backs y desde entonces sólo conocen la victoria. En el camino vencieron al Manchester United, al Manchester City y al Tottenham Hotspur.
 
Pero todavía están muy lejos de poder sentirse cómodamente al frente de la clasificación. Una derrota del Chelsea podría volver a meter al Liverpool en la pelea. De hecho, las derrotas son más difíciles de digerir y de recuperarse de ellas cuando se han vuelto algo tan escaso. 
 
El Chelsea jugará su próximo partido el miércoles como visitante ante el Tottenham (En Vivo en NBC UNIVERSO y TelemundoDeportes.com), un conjunto que resolvió sus dos visitas del cambio del año con par de goleadas ante el Southampton y el Watford. Si el Liverpool logra recortar la diferencia en el impasse de diez días que se producirá por la primera fecha de la FA Cup el próximo fin de semana, al Chelsea verá como el diablo se les mete en el cuerpo.
 
No obstante, también se puede mirar desde el ángulo justamente inverso. Este equipo madura con cada victoria, su defensa se ha hermetizado, -a pesar de los dos que le marcó el Stoke- y Diego Costa sigue marcando a pierna suelta.
 
Opuesta completamente es también la situación del Manchester City, el equipo ha llegado a un punto que no parece dirigido por Guardiola ni parece que Guardiola esté en el camino de encontrar hacerlo suyo, al menos por el momento.
 
 
La defensa comete errores tontos tanto en la mera tarea defensiva como a la hora de salir jugando con el balón. El Kun Agüero se perdió SIETE fechas por sanción en las primeras 19 y el equipo no tiene a otro goleador que pueda asumir con responsabilidad sus ausencias.
 
El Arsenal quizás está en su mejor temporada de los últimos años, pero siempre hay un equipo que se dispara hacia el título y lo deja colgado. Hace un par de años fue el Chelsea, el año pasado el Leicester City, este año otra vez el Chelsea. Si de consuelo les sirve, sumando las dos anteriores temporadas y la mitad de esta, el Arsenal sería “el líder del campeonato” con 186 goles, empatado con el Chelsea, dos más que el Manchester City.
 
 
El Liverpool, mirando un poco más a largo plazo y teniendo en cuenta los progresos que experimentaron desde la llegada de Jürgen Klopp en octubre de 2015, parece ser el proyecto mejor trabajado. El conjunto de Anfield se ha ido desprendiendo poco a poco de su inocencia defensiva, -aunque aún ocurren episodios como el del Bournemouth-, y su ataque se ha convertido en el más potente de la Premier League.
 
El Manchester United ha ganado sus últimos cinco partidos y Mourinho parece haber encontrado, finalmente, una alineación que rinde, gusta y marca goles. Pogba ha comenzado a rendir al valor de su precio, Zlatan marca goles sin parar y Henrikh Mkhitaryan ha descubierto su explosividad y su magia.
 
 
Pero aún el United no consigue llegar hasta las expectativas que se cifraron tras semejante gasto en el mercado y la llegada del propio Mourinho. Al portugués ya le cuesta conseguir el mismo éxito inmediato de sus primeros años como manager. La vida ya no le es tan placentera.
 
El Tottenham mantiene la misma cohesión que comenzó a mostrarse en la campaña pasada, pero también corre con la misma mala suerte del Arsenal, siempre hay al menos un equipo mejor que ellos. Parece que esta aura no distingue colores en el norte de Londres y azota a todos por igual.
 
Así las cosas y con poquísimo descanso este lunes se inicia la segunda parte del campeonato. Pep y Mourinho la reciben como el lapso necesario para convertir a sus equipos en genuinos contendientes al título aunque quizás para esta temporada aún no les alcance. Klopp como el tiempo que lo separa de su posible primer título con el Liverpool, Wenger como la última oportunidad de ganar la Premier League y Pochettino como la reafirmación de una filosofía, mientras que para Antonio Conte será la segunda vuelta más larga de su vida. Ya ganó con creces el "Apertura 2016", ¿podrá repetir lo mismo en el "Clausura 2017"?
 
 

Tags: 

¡Obtén lo mejor de telemundo deportes!