El rebaño se queda sin una de sus promesas, un delantero que sintió cómo no era tomado en cuenta y ya negocia con clubes de España.