El timonel de Cruz Azul no quedó contento con sus jugadores por la derrota en el último suspiro ante el Puebla, y admite que regalaron el partido.