América llegó "rayando" al estadio Azteca en medio del tráfico

CIUDAD DE MÉXICO. - El América llegó con prisas y en medio de un caos automovilístico al Estadio Azteca, con apenas un minuto de “holgura”, pues el Reglamento marca que deben arribar con hora y media de anticipación y las Águilas lo hicieron tan solo 91 minutos antes del silbatazo inicial de la Final de Vuelta del Apertura 2018.
 
El conjunto azulcrema pudo entrar al Nido por la puerta 3, la misma en la que llegó Cruz Azul, solo que este último equipo con un mayor tiempo de anticipación, pues lo hicieron dos horas antes del inicio del juego.
 
Durante la llegada del autobús azulcrema, tanto los elementos de tránsito como los de seguridad del estadio tuvieron muchas dificultades para organizar el libre paso del camión. Fueron 15 minutos de maniobras entre automovilistas y aficionados que al enterarse de la llegada de las Águilas optaron por ser espectadores.
 
 
Por fin lo lograron y el autobús pudo acceder con un fuerte operativo de seguridad a su alrededor. Decenas de aficionados se volcaron a los cánticos y porras para alentar a su equipo.
 
El América había salido alrededor de 50 minutos antes del cercano hotel Camino Real sobre Periférico Sur.
 
Desde antes de las 15:00 horas, la gente comenzó a llegar y fue a las 16:00 cuando Miguel Herrera fue el primero en salir e ingresar al autobús. Los futbolistas tardaron más de media hora en dejar el hotel. El primero que lo hizo fue Jeremy Ménez, quien fue bien recibido por la afición.
 
Los siguientes fueron Marchesín, Oscar Jiménez, Andrés Ibargüen y Roger Martínez. Fue notorio el apoyo y confianza que le tienen al arquero argentino, pues la afición coreó su nombre.
 
De los últimos en salir fue Diego Lainez, quien desató la locura, pues provocó los gritos más fuertes de la tarde. Todos querían una foto del joven talento de 18 años.
 

Tags: 

¡Obtén lo mejor de telemundo deportes!