El excarrilero merengue considera que, pese al posible bajón por el que pasa el portugués, aún le queda mucho que demostrar.