Horarios

Mar.Sep.22 12:00 AM EDT
Mié.Sep.23 12:00 AM EDT
Vie.Sep.25 12:00 AM EDT
Sáb.Sep.26 12:00 AM EDT
Mar.Sep.29 12:00 AM EDT
Mié.Sep.30 12:00 AM EDT
Jue.Oct.01 12:00 AM EDT
La fiscalización de las comisiones en las operaciones de traspasos de jugadores de fútbol, compromete seriamente la labor de los representantes que azotan al fútbol mundial.

Martín Onti: Medidas contra intermediarios

MADRID, España.- Un reciente y acertado criterio de la hacienda española con respecto a la fiscalización de las comisiones en las operaciones de traspasos de jugadores de fútbol, compromete seriamente la labor de los representantes que azotan al fútbol mundial. La agencia tributaria estima que la comisión de los agentes debe ser parte del salario que reciben los contratados y exige que el monto económico final forme parte de la cantidad que el club abona a sus empleados, los futbolistas, y que sean éstos quienes paguen lo pactado a sus representantes.
 
 
Con este nuevo procedimiento, hay muchos jugadores que han caído en cuenta de las exorbitantes cantidades que los clubes debían desembolsar a dichos intermediarios en las operaciones de compra-venta, puesto que ahora en lugar de que la entidad contratante haga efectivo dichos emolumentos quienes deberán hacerlo son ellos mismos.
 
Por ejemplo, los grandes clubes como Real Madrid, Barcelona y Atlético de Madrid han dejado de pagar a los agentes de manera directa y con ello queda al descubierto que cobrar de los deportistas no resulta tan sencillo para los intermediarios como era antes.
 
Es evidente que el gran negocio de estos mercaderes de futbolistas sufre con esto un tropiezo de proporciones dolorosas para sus intenciones mercantilistas. Aquellas exuberantes comisiones que cobraban de las instituciones ahora deberán pasar por las arcas de los futbolistas, y estos tendrán que hacer frente a esos pagos, con el agravante que al incrementarse la cantidad que un club le entrega al jugador, este tiene que hacer frente a una mayor carga impositiva, con lo que sus ganancias disminuyen.
 
 
La medida podría significar el principio del final para una época de bonanza económica de estos señores que se aprovecharon de cada hueco que los reglamentos comerciales, dentro y aledañas al fútbol, les permitían usar en su propia y exagerada conveniencia.
 
A partir de ahora, un largo etcétera de estos intermediarios buscarán, seguramente, alguna manera de escabullirse de tal dictamen y confiarán en los trámites que Pedro Bravo, el reelegido presidente de la Asociación Española de Agentes de Futbolistas (AEAF) gestionará para clarificar la situación reclamando un marco jurídico claro y un procedimiento fiable y ejecutivo para la resolución de los conflictos que supuestamente el cobro de sus honorarios traerá aparejado.
 

Tags: 

¡Obtén lo mejor de telemundo deportes!