Horarios

Dom.Oct.24 1:30 PM EDT
Dom.Oct.31 2:30 PM EDT
Sáb.Nov.06 12:00 AM EDT
Dom.Nov.07 1:30 PM EST
Dom.Nov.21 1:30 PM EST

Martín Onti: EL 6 EL 8 Y EL 10 EN CAN BARÇA

BARCELONA, España.- Suplir las ausencias de Xavi Hernández, de Andrés Iniesta y de Lionel Messi, se nos ocurre toda una utopía en el FC Barcelona. Sin embargo, atreverse a vestir con tales números en sus camisetas a "ilustres" sin estar a la altura de las circunstancias, se transforma en todo un despropósito que queda cada vez más al descubierto de lo intangible tras la salida de Antoine Griezmann en dirección a Madrid, y sin contar con la de Emerson Royal al Tottenham Hotspur ni la de Ilaix Moriba al Leipzig alemán.

 

Viajamos por ello al origen. La camiseta "6" que viste Riqui Puig y la "8" de Miralem Pjanic se angustian en el cuerpo de quienes no llenan ese espacio desde la salida de Xavi y Andrés, como tampoco es solución cargar la historia del número "10" sobre la responsabilidad de Ansu Fati, un niño que recién está estrenando el carnet de conducir. Hablar de la "7", o de cualquier otra camiseta en este Barcelona, por ende, ya no vendría a cuenta. Los códigos se han perdido inexorablemente en la Ciudad Condal.

Y así quedan las cosas por el Camp Nou al cierre del libro de pases. El silencio se hace cómplice y en ese callado mutismo del vestuario todos se miran de reojo. Atreverse a lidiar con lo que sucede en Can Barça hoy, tiene respuestas tan desquiciantes para los ‘culers’, que sin pruebas fehacientes nadie se atreve a enumerar las suposiciones que se posan sobre la mesa blaugrana.

VIDEO: Griezmann siempre fue MÁS con el Atlético Madrid

Hemos visto en el inicio de LaLiga, ante la Real Sociedad, un "Barça espejismo" que me sonó más a estertor final de moribundo que a renacer futbolístico. Lo que dejaron sus dos compromisos posteriores, ante el Athletic de Bilbao y el Getafe, fue un equipo más acorde a la realidad que presagiamos en este equipo de Koeman vestido en el ‘paripé’ que ha montado Joan Laporta.

Lo de los minutos final de anoche, ya septiembre, ha sido un mar de esperpentos que los normales no comprendemos y en el que los peces gordos del fútbol nadan placenteramente. Entre pizzas y bebidas se gastaron la madrugada en las oficinas de Les Corts, inertes ante al abismo que enfrentaban.

En realidad, nunca fue la "6", ni la "8", ni la "10" lo que proyectaba el miedo, sino la falta de un plan razonable para encajar piezas en el tan mentado proyecto "Made in Johan Cruyff". Una falacia ‘laportiana’ que empieza a caerse por su propio peso y que, quizás, ha dejado de ser novedad en un mundo futbolístico donde los números, no las estadísticas, son los gobernantes de esta incertidumbre.

Los sistemas, todos ellos, son eficientes mientras funcionan, y en este particular la adaptación a los cambios son fundamentales para mantenerse en el sueño que hoy vende Laporta en el FC Barcelona. Ha llegado la hora de preguntarnos si lo que hace este equipo de Ronald Koeman sostiene esos valores parafraseados en campaña para continuar con los sueños, más aún sin aquellos desequilibrantes 6, 8 y 10 que lo sostuvieron en el pasado.

Martín Onti

Tags: 

¡Obtén lo mejor de telemundo deportes!