¡Se salva Brasil! ¡Gran remate de Brandt!