Los boxeadores cubanos Ramírez y López ponen de cabeza a Río