Horarios

Premier League: Arsene Wenger culpa a los hinchas del mal paso del Arsenal

LONDRES, Inglaterra.- Arsene Wenger declaró hoy que el fracaso del Arsenal en esta temporada se debe a la hostil atmósfera que los hinchas han creado en el Emirates Stadium, sobre todo en las últimas fechas cuando han pedido reiteradamente su salida del club.
 
“Perdimos el campeonato en casa contra equipos débiles, jugamos bajo un clima muy difícil”, argumentó el francés en la previa del encuentro de este sábado ante el Norwich City. El Arsenal se encuentra empatado con el Manchester City en el tercer puesto de la Premier League a doce puntos del casi seguro campeón, Leicester City.
 
 
Wenger enfatizó que el paso del Arsenal fuera de casa es el de un equipo campeón, pero se han dejado el título jugando ante esos hinchas que no han apoyado lo suficiente. Por el contrario, Wenger puso como ejemplo a los seguidores del Liverpool, “un club tan grande como el Arsenal, pero con unos fans que no se cansan de apoyar”.
 
Al parecer, Wenger no entiende que la falta de apoyo de los hinchas no es una muestra de desprecio hacia el equipo o los jugadores, sino el genuino deseo de que él se vaya de la institución. No se puede apoyar al equipo y condenar al manager a la vez, por desgracia.
 
 
 
El Arsenal lleva 12 años sin ganar la Premier League desde que los invencibles conquistaron el título de manera invicta en el 2004. En ese lapso apenas han ganado tres veces la FA Cup y llegaron a la final de la Liga de Campeones, perdida ante el Barcelona en el 2006.
 
Para Wenger, hay personas que tratan de manipular a los hinchas como parte de una agenda que sólo busca engrandecer su ego. Con mucha seguridad se refería a Piers Morgan, el presentador de televisión que ha sido muy crítico de su gestión en los últimos meses. Morgan no se quedó callado y reaccionó inmediatamente.
 
Los seguidores del Arsenal han dejado miles de asientos vacíos en las últimas fechas porque ya no sienten deseos de continuar viendo la misma mediocridad año tras año. Este sábado ante el Norwich puede repetirse la historia. Algunos se cuestionan si el legado de Wenger ha sido mudar el club a un nuevo estadio al que ahora nadie quiere ir.
 
 
Wenger continúa recordando esos tiempos difíciles en los que tuvieron que vender a todos los jugadores para pagar la deuda de la construcción del Emirates Stadium. Ahora ya no tienen las mismas limitaciones financieras, pero el equipo sigue sin ser competitivo ni en casa ni en Europa.
 
 
Los hinchas también están muy furiosos con el dueño de la institución, el estadounidense Stan Kroenke, a quien acusan de beneficiarse de las ganancias del club, pero interesarse muy poco, o nada, en su gestión. Kroenke nunca asiste a los partidos del Arsenal.
 
El contrato de Arsene Wenger concluye al final de la próxima temporada, pero el francés no tiene planes de abandonarlo antes de que se venza. Su última campaña, si es que finalmente la fuerza de los seguidores no logra sacarlo antes, será aún más hostil y exprimirá aún más al gran sector de la hinchada que aún recuerda con cariño la época de gloria vivida al inicio de su estancia.
 

Tags: 

¡Obtén lo mejor de telemundo deportes!