Horarios

El Southampton pasa por encima del Liverpool en la segunda mitad

SOUTHAMPTON, Inglaterra.- Gran remontada en St. Mary's Stadium. Se lo llevó el Southampton tras una gran segunda mitad de los de Koeman que empezaron perdiendo 0-2 y en la que llegaron a fallar una pena máxima, y la terminaron venciendo por 3-2 a un inoperante Liverpool

El partido fue una parte para cada equipo. Desde los primeros compases se vio un Liverpool bien colocado sobre el terreno de juego, con voluntad por hacer un fútbol directo y con escasas concesiones en defensa. Solo desde el balón parado remató Virgil para los de Koeman en el minuto 6, pero se fue desviado. 

Los “Reds” se adelantaron en el marcador en el minuto 17 gracias a una genialidad de Coutinho, quien condujo desde la izquierda, se perfiló para pegarle con el interior de la diestra desde fuera del área batiendo a un Forster que nada pudo hacer por atajarlo (0-1). 

Cada vez que robaban el balón los de Klopp eran puras flechas hacia el arco rival. En el minuto 22, una nueva pérdida del Southampton generaba una oportunidad de contragolpe que aprovechó Sturridge para, dentro del área, bailar entre fintas a su defensor y colocar el balón lejos del alcance de Forster (0-2). Klopp lo celebró efusivamente.

Con 0-2 en el marcador, los de Koeman apenas inquietaron el arco de un Mignolet que no tuvo mucho trabajo en la primera mitad. Marcó Allen el tercero en el minuto 32 pero no subió al marcador por un fuera de juego posicional en el momento del disparo señalado por el árbitro.  

Tras el descanso, Koeman dio entrada a Wanyama por Clasie y a Mané por Tadic en busca de una mayor firmeza en el centro del campo. Entró también Skrtel en sustitución del amonestado Lovren, un Skrtel que provocaría la pena máxima a favor del Southampton en el minuto 50. Lanzó Mané pero se encontró con un inspirado Mignolet que lo detuvo. 

Se redimiría poco después el delantero senegalés. Tras una pérdida en la medular del Liverpool, recibió dentro del área y cruzó un disparo imposible para Mignolet esta vez (1-2). Los cambios realizados por Koeman dieron mayor estabilidad a su equipo en un centro del campo que empezó a carburar desde entonces provocando mayores ocasiones de peligro en el área del Liverpool.

Tanto es así que ya en los instantes finales del partido, dos zarpazos, uno de Pellè que remató al fondo de la red desde fuera del área una jugada perfecta (minuto 83), y otro del goleador Mané que cazó un balón al espacio para batir nuevamente a Mignolet (minuto 86), supusieron una remontada vibrante para los locales.

Esta vez fue Koeman quien no cabía en sí y lo celebraba con alegría ante un incrédulo Klopp. No tuvo reacción el Liverpool, que se fue de vacío de St. Mary's. 

 

Tags: 

¡Obtén lo mejor de telemundo deportes!