Horarios

Mar.Oct.27 12:00 AM EDT
Mié.Oct.28 12:00 AM EDT
Jue.Oct.29 12:00 AM EDT
Sáb.Oct.31 12:00 AM EDT
Mar.Nov.03 12:00 AM EST
Vie.Nov.06 12:00 AM EST
Mié.Nov.11 12:00 AM EST
Eden Hazard

Eden Hazard y el puzzle de Mourinho

Más allá de las asistencias del Fábregas, los goles de Diego Costa o la imbatibilidad de su defensa, nada sobresale tanto en la plantilla de Mourinho como la influencia de Eden Hazard en la estructura del Chelsea. El conjunto de Stamford Bridge le debe al belga gran parte de su solidez y ningún otro futbolista le transmite tanta calma a sus compañeros como él lo hace.
 
Hazard es de esos jugadores capaces de adaptarse a cualquier esquema, a cualquier situación y a cualquier necesidad. No importa si Mourinho parquea el autobús o se lanza sin tapujos al ataque. [Esto último es una situación hipotética exclusivamente necesaria con fines ilustrativos]. Allí donde juegue o cuáles sean sus asignaciones puntuales, volverá loca a cualquier defensa y será un peligro latente en cualquier instante del partido.
 
Su relación con Mourinho no ha sido todo color de rosa. Incluso ambos han mostrado públicamente cuando han estado en desacuerdo con sus actitudes, pero ninguno ha dejado de confiar en el otro como una pieza clave para el éxito del conjunto, cada quien en el rol que le pertenece.
 
El título de la Premier en la pasada temporada fue posible, en gran medida, gracias a dos cosas. El desequilibrio de Hazard y la suerte que tuvo de no lesionarse, a pesar de ser, por amplísimo margen, el futbolista que más faltas sufrió en el campeonato. El Chelsea no hubiera funcionado de igual modo sin su presencia, mucho menos después de haber vendido a Juan Mata al Manchester United.
 
 
Por fortuna, Hazard jugó cada uno de los 38 partidos de la Premier, -al igual que Terry-, algo que ya había hecho en sus últimas dos temporadas en el Lille. Por lo tanto, no sólo es excelso su rendimiento, sino también su fortaleza física y su actitud.
 
Actitud que lo lleva a involucrarse en la filosofía de Mourinho y a interpretarla como ningún otro integrante del plantel. El Chelsea se defiende primero y después piensa en atacar, y Hazard ha hecho de este método su Biblia.
 
El belga ha asumido su rol de tal manera que su brillante rendimiento no lo hace sobresalir más a él que a su equipo y detrás de todo esto está la mano firme de su entrenador. Mourinho ha cultivado el talento de Hazard para que acabe rindiendo frutos para el beneficio del conjunto, partiendo, lógicamente, de sus habilidades individuales.
 
Quizás otros futbolistas, de los mejores del mundo, sean capaces de hacer cosas más extraordinarias que este pequeño belga. Pero es bien difícil encontrar a otro jugador que con tanta frecuencia cumpla sus funciones normales extraordinariamente bien.
 
 
 

Tags: 

¡Obtén lo mejor de telemundo deportes!