La selección mexicana arrancó el certamen con el pie derecho ante Nueva Zelanda y ya es líder de su grupo.