Horarios

Luis Enrique le ha cambiado la idea futbolística al Barcelona.

Martín Onti: Catenaccio azulgrana

Sí, ya sé que algunos de ustedes dirán que se le dedica demasiado tiempo al análisis de las, para mi al menos, inexplicables actitudes de Luis Enrique en el banquillo del Barcelona. Nadie más que el estratega asturiano podrá explicar, si encuentra las correctas y justas palabras, sus intentonas para cambiar lo que no se debe, de mutar el anquilosamiento de un sistema de juego que funciona como estandarte de reconocimiento a lo que se entiende por fútbol en la entidad catalana, y aún así, dudo que se le comprenda.

Se me hace difícil imaginar a un Barcelona defensivo como por momentos avizora su técnico, un equipo que base su propósito de juego en una cobertura de cuidado cercano a su propia portería y no de despliegue hacia el área adversaria; que se pronuncie por un doble pivote como intención que delata una idea prioritaria, como ante el Valencia, subyugando el ataque a una faceta secundaria como herramienta de preferencia.

Uno se vuelve a preguntar, cada vez que vemos a este Barça proponer este su no acostumbrado estilo, cuál es la idea mentora del entrenador culé, y así, busca en los cambios que propone Luis Enrique, alternativas que no se vislumbran desde otra perspectiva que no pase por su confusión e incomprensión de toda la entera temática que definen a una entidad regida por la historia de un pasado que no comulga con este ‘Catenaccio’ que se adivina en las tristes elucubraciones de Martínez.

No desestimo la idea del modelo italiano para algunos equipos, pero, para aceptar tal sugerencia de juego uno debe disponer de los espíritus apropiados para practicar dicha propuesta, y les puedo asegurar que esta institución no tiene ese pretendido ADN que su actual conductor ambiciona desarrollar en el líder del torneo.

A lo largo de la temporada hemos notado que el incremento de apoyo a una alternativa defensiva, basada en las actitudes que nos deja ver cada vez más claro Luis Enrique, han ido trastocando la idea basal del club catalán, llevándole a dar mayor importancia a una instancia de priorizar la defensa sobre el ataque, algo que se nos hace extraño aceptar en este Barcelona de una mentalidad rectora que en poco se asemeja a la que el entrenador asturiano se encapricha en proponer.

Tags: 

¡Obtén lo mejor de telemundo deportes!