Horarios

El Atlético de Madrid suma su primera victoria ante un Celta de Vigo que perdonó

VIGO, España.- El Atlético de Madrid alejó los fantasmas de su mal inicio liguero y suma su primer triunfo gracias a una contundente victoria por 0-4 en Balaídos. Perdonó el Celta en una primera mitad en la que tuvo dos claras ocasiones de gol y terminó pagándolo en un segundo tiempo en el que los rojiblancos no dieron opción a los de Vigo. 

 

Los goles, todos ellos en la segunda parte, fueron obra de Koke (anotó el 0-1 tras asistencia de Griezmann), del propio delantero francés (el 0-2 y 0-3) con dos cabezazos sensacionales y de Correa (0-4).

Después de los dos primeros tropiezos ante dos equipos recién ascendidos como Alavés y Leganés, el Cholo Simeone alineó de inicio un once sin fichajes; prefirió confiar un partido de vital importancia a los jugadores más experimentados en la propuesta del entrenador argentino.

FOTO: Getty

Lejos de un inicio pausado, el choque adquirió un ritmo frenético ya desde la primera fase, con ambos equipos saliendo como flechas, poniendo la directa tras recuperar el balón gracias a una presión asfixiante. Apenas se pasaba por el centro del campo; era electricidad pura, el gobierno de un caos que tanto disguta a entrenadores pero que tanto hace vibrar a los espectadores.

En ese mar embravecido, avisó seriamente el cuadro vigués en el minuto 10, cuando un pase filtrado a un genial desmarque de Señé dejó solo al delantero ante Oblak, pero su disparo final impactó en el lateral de la red, en buena parte gracias a la gran salida cerrando espacios del portero esloveno.

FOTO: Getty

Cuando el ritmo cayó un poco, más por imperativo físico que por voluntad propia de los equipos, no le perdió la cara al encuentro el Celta. De hecho, dominaba por momentos con su gran capacidad para sacar el balón jugado y construir buen fútbol. Gracias a ello, volvió a disponer de una gran ocasión para marcar el primero, pero perdonó el conjunto de Berizzo, esta vez en el 33'. Iago Aspas recibió en el centro para poner el balón a la carrera de un Bongonda quien, solo ante Oblak, cruzó en exceso el esférico y se fue besando el palo izquierdo de la meta rojiblanca.

El Atlético, con algún disparo de Griezmann desde fuera del área y algún que otro remate de Godín a balón parado, terminó la primera mitad bloqueado, sin encontrar la grieta en la defensa celtiña por la que generar peligro. 

En el segundo tiempo, apostaron los de Simeone por tratar de controlar un poco más el partido, tocando y tocando con más paciencia, pero el cuadro vigués se encargaba de cortocircuitarlo con sus contras vertiginosas merced a la punta de velocidad de Bongonda y a los desmarques de Aspas y Señé. Pero fue precisamente en una contra donde encontró el gol el Atlético.

 

Fue en el 53', no perdió la fé Griezmann por un balón largo que prácticamente se perdía por línea de banda y la cazó, levantó la cabeza y vio a Koke incorporándose desde atrás. Al espacio le puso un centro preciso para que el centrocampista rematara a placer en carrera, imposible para el guardameta del Celta, y colocara el 0-1 en el marcador.

Desde el gol, el cuadro "Colchonero" se desmelenó. Llegó cada vez con más facilidad y más peligro al área celtiña. Carrasco reclamó un posible penal cuando se fue al suelo cuando ya superaba al guardameta para poner el 0-2.

En el 63' introdujo Simeone a Gameiro en el enceuntro en el lugar de Torres. No fue hasta el 68' cuando Berizzo hizo debutar al recién llegado Giuseppe Rossi en sustitución de Wass, en un claro cambio ofensivo. También entonces entró Correa por Carrasco en el Atlético.

 

Recién entrado Gameiro tuvo la ocasión de sentenciar el partido. Después de superar a Sergio y con la portería vacía, disparó fuera. Un minuto después, en el 73', Griezmann arregló el desaguisado de su compatriota con un cabezazo espectacular, elevándose con su corta estatura sobre su marca para colocar un testarazo inapelable que suponía el 0-2 y la sentencia. 

También el ariete francés colocó el 0-3 poco después con otro cabezazo imposible para Sergio que supuso la sentencia definitiva. El cuarto y definitvo fue obra de Correa en el 89', quien entró en sustitución de Gabi, poco antes.

 

Con esta victoria, el Atlético de Madrid consigue su primera victoria en Liga y evita el descalabro que habría supuesto estar tres jornadas sin ganar. El Celta, por su parte, pese a desplegar un buen juego en este inicio liguero, los resultados no terminan de acompañarle y sigue sin puntuar tras tres derrotas en tres partidos.

Tags: 

¡Obtén lo mejor de telemundo deportes!