El volante mexicano pasó de la gloria al fracaso con el PSV Eindhoven, donde podría seguir por la falta de ofertas.